Aplicando el geoposicionamiento al Marketing con Foursquare

Foursquare

Foursquare

La movilidad de nuestros sistemas de trabajo se ha convertido en un potenciador de nuestra propia movilidad. Ahora que nuestros límites geográficos se expanden y que la web social se hace universal, nace como combinación de estos dos hechos el concepto de geoposicionamiento, es decir: localizar geográficamente el lugar desde el que estamos enviando un mensaje.

La red social de geoposicionamiento más popular es Foursquare. El uso consiste en en decir qué lugares visitamos e ir dejando pequeñas notas (tips), publicar un grito (shout) para localizar a alguien alrededor y, en definitiva, interactuar socialmente con la posición geográfica como eje principal. A su popularidad han ayudado su total conectividad con twitter y facebook, pero sobre todo su planteamiento de juego en el que el usuario gana puntos y medallas conforme visita y descubre nuevos lugares. De este juego se desprenden los Mayors, los usuarios que más frecuentan un lugar en concreto.

Foursquare es sin lugar a dudas una herramienta muy potente para el marketing social que se está explotando muy bien en Estados Unidos y que, por desgracia, en España aún no se ha asentado entre las empresas (lo que supone que aún sea una buena oportunidad de marketing).  Si damos de alta nuestros negocio (un bar, un gimnasio, una tienda) como venue en Foursquare podemos premiar a quien más nos visite (Mayor) con algún tipo de descuento o aliciente para que nuestros usuarios anuncien precisamente esas visitas que nos hacen. Eso se traduce en la difusión de la opinión de nuestros usuarios a todos sus contactos dejando en el lugar geográfico en que nos encontramos una anotación o consejo (tip) que encontrarán quienes pasen por la zona. Estaremos, en definitiva, añadiendo al boca a boca un recordatorio de gran valor que incluye nuestros datos corporativos.

Movilidad, productividad y redes sociales

Hace unos años el concepto tecnológico del momento era la web 2.0, una forma de marcar el estado de la web del momento con una nomenclatura de versionado. Muchas empresas crearon marcas que añadían el concepto a su nombre, incluso algunos que llegaron tarde quisieron adelantarse haciéndose llamar 3. El tiempo ha demostrado que no se trataba de una moda, sino de la implantación de una serie de procedimientos técnicos que desarrollaron los conceptos de web social y de aplicación web que tanto han servido a nivel empresarial.

Utiliza la nube para aumentar el rendimiento de tu empresa

Lo que viene ahora, el concepto del momento, es el cloud computing, la computación en la nube, que no es ni más ni menos que la descentralización de nuestras aplicaciones y datos, o dicho de otra forma: el almacenamiento de datos en la nube, para que sean accesibles desde cualquier lugar.

De nuevo, lejos de ser un concepto de moda, se trata de una forma de trabajo destinada a mejorar de manera sustancial el rendimiento de nuestro trabajo. Habrá ocasiones en que tengamos que trabajar desde diferentes dispositivos: es fácil imaginar unos cuantos por persona: un ordenador en nuestro centro de trabajo, un portátil para viajes, otras veces desde casa, desde un smart phone (Blackberry, iPhone, Android…) y un tablet que utilicemos para reuniones o recogidas de datos en ciertas visitas. Administrar estos dispositivos puede llegar a ser engorroso para ello utilizamos herramientas de sincronización que nos ayudan acceder a nuestra información desde cualquier dispositivo en cualquier momento:

  • Acceder a nuestros ficheros más necesarios desde aplicaciones en la nube como Dropbox o SugarSync, que se encargan de mantener nuestros ficheros actualizados en todos los dispositivos.
  • Manejar el correo electrónico, libreta de contactos y calendarios (si es sincronizado con protocolo IMAP mejor que mejor), con la ventaja de poder dar respuestas inmediatas.
  • Gestionar el tiempo con listas de tareas como Remember the milk o simplemente las notas asociadas nuestro correo electrónico, de forma que no se nos olvide nada.
  • Anotar ideas o lugares que visitamos en Internet con aplicaciones como Evernote.
  • Acceder a redes sociales en cualquier momento para dar soporte al cliente o simplemente interactuar con él.

Las ventajas principales de utilizar este tipo de sistemas solucionan una serie de problemas que se repetían hasta ahora en la empresa moderna:

  • Rapidez de atención al cliente: Tanto si vendes por Internet como si no, responder por email a quien contacte contigo es algo que no debe llevar mucho tiempo. Una respuesta rápida (que apenas tarde en llegar unos minutos), genera confianza en el cliente porque da la garantía de haber un equipo humano dispuesto a satisfacer sus inquietudes y a hacerlo en el momento. Esta interacción será de dos formas diferentes: vía email y a través de redes sociales, por lo que incide de forma directa en la reputación digital de la empresa.
  • Integridad de los datos: Tus datos se almacenan en la nube y se sincronizan con todos tus dispositivos, incuso en caso de avería puedes acceder a ellos desde cualquier máquina a través de una aplicación web (de vital importancia a la hora de realizar una presentación).
  • Productividad: Mejora la productividad ahorrando tareas de sincronización entre dispositivos y facilitando el uso de herramientas de gestión del tiempo.

Distingue a tus usuarios

A nivel de analítica web, es esencial distinguir los diferentes segmentos de usuarios que llegan a tu sitio para aprender a dirigirte a ellos. Para ello podemos tener en cuenta varios criterios:

  • Ubicación geográfica: Dependiendo del ámbito del producto que vendes es posible que algunas zonas geográficas deban quedar excluidas para centrar esfuerzos en posicionarte para lugares que pertenezcan a tu objetivo.
  • Dispositivo: Si antes debíamos fijarnos en el navegador y la resolución de pantalla que utilizaban nuestros visitantes, ahora es esencial tener en cuenta el dispositivo. La extensa variedad de navegadores para PC o móviles (Firefox, Safari, Opera Mini, etc.), con sus diferentes sistemas operativos  (Windows, Mac OSX, Android, iOS, etc…) hacen que nuestro portal web deba ser flexible, pero además nos ofrecerá mucha información sobre el perfil de nuestro visitante de cara a ofrecerle diferentes producos o anuncios
  • Origen: Normalmente tendrán perfiles e intereses distintos usuarios con orígenes diferentes. No debemos tratar a quien llega a nuestra web desde redes sociales (y podemos distinguir entre Facebook  y Twitter) como a quien llega desde una búsqueda a través de Google o a través de un anuncio (que debemos trazar desde nuestro ad Server).